La innovación tecnología en Argentina revoluciona la lucha contra el cáncer

La tecnología e innovación es un paradigma en nuestra salud y bienestar, la relación entre el Big Data o el 5G como telón de fondo, ofrece a diario millones de datos para el cuidado de la salud, lo que permite reformular políticas de salud y tomar decisiones encaminadas a dotar al personal sanitario de mejores herramientas que reduzcan los errores médicos y asistenciales como nunca antes se había visto.

En este sentido, Siemens Healthineers, por medio de soluciones en software ofrecen herramientas para el análisis de imágenes y la generación de informes que respaldan un diagnóstico preciso y eficiente para el cáncer.  El avance de la tecnología en las últimas décadas ha demostrado ser crucial para tratar el cáncer y otro tipo de enfermedades. Este padecimiento es conocido por ser una de las patologías con más mortalidad a nivel mundial. Sin embargo, a pesar de que la incidencia sea cada vez mayor, lo cierto es que las tasas de supervivencia han aumentado y la tecnología sanitaria es una de las grandes responsables de este avance.

La evolución de los recursos y la aparición de nuevas herramientas no solo ha mejorado el tratamiento de la enfermedad, sino que también se ha convertido en una gran aliada para la detección temprana. Desde nanorobots que pueden llegar a destruir tumores para evitar las cirugías más invasivas hasta la posibilidad de detectar el cáncer en una sola muestra de sangre incluso cuando este se encuentra en sus primeras etapas.

De cualquier forma, es innegable que el papel de la tecnología es fundamental para la prevención y tratamiento del cáncer, especialmente teniendo en cuenta que entre un 30% y un 50% de los casos son evitables con una detección temprana.

El uso de aparatos y dispositivos médicos portátiles innovadores, como rastreadores de calorías o ejercicio, oxímetros, etc., junto al crecimiento de las aplicaciones y plataformas de telemedicina, la realidad virtual en salud, la cirugía robótica o incluso los órganos artificiales, son un antes y un después en la medicina.

La inclusión de la tecnología alcanza diferentes segmentos de la salud. A lo largo de América Latina los gobiernos trabajan en diferentes iniciativas asociadas a los avances tecnológicos, estos van desde complejos planes de alcance nacional, hasta desarrollos individuales de aplicaciones. Dentro de ese segmento, está la creación de software de análisis de imágenes.

En ese sentido, en Argentina anualmente se han detectado alrededor de 130.000 casos nuevos de cáncer y más de 70.000 muertes provocadas por esta enfermedad. El cáncer más común entre los hombres es el de próstata con el 20% mientras que, entre las mujeres, tiene mayor prevalencia el cáncer de mama.

En este sentido, las soluciones en software ofrecen herramientas que facilitan el análisis de imágenes y la generación de informes que respaldan un diagnóstico preciso y eficiente. Incluso, las nuevas tecnologías de radioterapia permiten administrar a los pacientes una dosis precisa de radiación a los tejidos afectados y disminución a la exposición de los tejidos sanos.

Asimismo, el personal médico puede tomar mejores decisiones sobre los casos personalizados por medio de las imágenes que proporcionan una alta calidad, lo que permite una mejor identificación de lesiones sospechosas de cáncer en sus etapas iniciales, garantizando un diagnóstico temprano y un tratamiento adecuado. Entre los avances se encuentran las imágenes de tomografía computarizada, imágenes moleculares de medicina nuclear, ultrasonido y radioterapia.

El diagnóstico de cáncer en el ser humano genera temor, es por esto que el manejo integral del paciente oncológico es fundamental en cada etapa con el fin de definir un tratamiento asertivo que le permita ganar la batalla y continuar con su vida libre de enfermedad. De esta manera, la tecnología impacta en la comodidad, el tiempo de tratamiento y la precisión de los resultados.

Las iniciativas que lleva adelante Argentina en lo que respecta a la utilización de tecnología en tratamientos médicos se transforma en grandes oportunidades para el sector. Sin embargo, es importante que el país desarrolle otras alternativas que combinen la tecnología y la salud, en particular aquellas que permiten un mayor acercamiento a los ciudadanos.

Debe existir un trabajo conjunto entre el sector de salud y TIC para potenciar las distintas decisiones que se deben a la modernización de la atención sanitaria. En ese sentido, es necesario que se desplieguen políticas tendientes a aumentar la conectividad en el mercado, promoviendo en primer lugar la competencia para así lograr que una mayor cantidad de la población tenga acceso a banda ancha inalámbrica.

También debe ponerse mayor cantidad de espectro radioeléctrico a disposición de los servicios de banda ancha inalámbrica, para de esa manera se logre una mayor conectividad en la población, dada sus características, las tecnologías como LTE o 5G se muestran como una oportunidad para aumentar la conectividad y potenciar las iniciativas asociadas a la banda ancha inalámbrica.